Pastel dulce con zanahoria machacada mezclada en la masa. La zanahoria se ablanda en el proceso de cocción, y la tarta suele tener una textura densa y suave, con una cobertura de queso con frutos secos. ¡Un manjar para el paladar!